Medicina Natural para Diverticulos en el Colon

La enfermedad diverticular es una condición digestiva común que ocurre debido a los síntomas diverticulares. Los divertículos son pequeñas bolsas que se forman en la pared interna del intestino grueso (colon).

La afección cuando estas bolsas se forman, pero causan pocos o ningún síntoma se denomina diverticulosis. Sin embargo, cuando pequeños pedazos de heces quedan atrapados dentro de los bolsillos, se inflaman o infectan y causan síntomas como dolor e hinchazón en la parte baja del abdomen.

Cuando las bacterias quedan atrapadas en las bolsas y causan infección con dolor intenso, la afección se denomina diverticulitis. El dolor generalmente se presenta en la parte inferior izquierda del abdomen.

Otros signos y síntomas incluyen dolor abdominal, náuseas, gases o hinchazón, estreñimiento o diarrea, fiebre, escalofríos y pérdida de apetito. En casos raros, también puede causar sangrado rectal y puede llevar a complicaciones como abscesos, fístulas, peritonitis y obstrucción intestinal en aproximadamente el 25 por ciento de las personas con diverticulitis aguda.

Se desconoce la causa exacta de la formación diverticular. Sin embargo, los expertos médicos creen que una dieta baja en fibra puede ser la razón. Sin fibra para agregar volumen a las heces, el colon debe trabajar mucho más duro para crecer hacia adelante.

La diverticulitis grave o recurrente puede requerir medicamentos recetados o incluso cirugía. También puede probar algunas recetas caseras simples de la abuela, y adoptar cambios en el estilo de vida para prevenir y controlar esta enfermedad.

Descubra los 10 mejores remedios naturales para la enfermedad diverticular y la diverticulitis:

1.      Aloe vera

El aloe vera es un remedio muy eficaz para la enfermedad diverticular y la diverticulitis. Según la Organización Mundial de la Salud, el aloe vera tiene propiedades laxantes que ayudan a mantener la flora intestinal normal, estimulan y promueven el movimiento intestinal y la eliminación de desechos. También estimula el sistema inmunológico y reduce la inflamación y la hinchazón.

Sólo beba media taza de jugo de aloe vera tres veces al día durante al menos un mes.

2.      Olmo Resbaladizo

Debido a su alto contenido de mucílago, el olmo rojo es otro remedio eficaz para este problema. Al ser un suavizante, protege los tejidos irritados, reduce la inflamación y el dolor, y promueve la curación.

Leer Mas
17 Remedios Naturales Solo para Diabeticos

Mezcle una cucharadita de polvo de corteza de olmo en dos tazas de agua hirviendo.

Añadir una cucharadita de azúcar y un poco de canela en polvo.

Puede tomar una o dos tazas de esta solución dos veces al día.

3.      El malvavisco

El malvavisco es un suavizante y emoliente, por lo que es muy útil en el tratamiento de la enfermedad diverticular y la diverticulitis. Puede aliviar la inflamación del tracto digestivo y promover la salud de las heces.

Añadir 5 g de raíz de malvavisco seca a una taza de agua hirviendo. Dejar macerar durante cinco minutos y filtrar. Beba este té tres veces al día.

Otra opción es añadir dos cucharadas de raíz de malvavisco seco a un litro de agua.

Dejar reposar toda la noche. A la mañana siguiente, filtrar y beber el líquido varias veces al día.

Nota: Evite los malvaviscos si tiene diabetes.

4.      Regaliz

El regaliz tiene propiedades antiinflamatorias que ayudan a tratar la diverticulitis de forma natural. Puede reducir los espasmos y la inflamación en el tracto gastrointestinal. También agrega volumen y suaviza las heces.

Agregue media cucharadita de polvo de raíz de regaliz a una taza de agua. Hervir durante unos minutos y escurrir. Beba 30 minutos antes de las comidas. Siga este medicamento dos o tres veces al día.

También puede tomar tabletas de regaliz (380 a 1 140 mg al día), pero sólo después de consultar a un médico.

Nota: Las personas con presión arterial alta, insuficiencia cardíaca, enfermedad renal o hipocaliemia deben tomar regaliz bajo la supervisión de un médico.

5.      Suplementos probióticos

Los probióticos son microorganismos vivos que son similares a los microorganismos benéficos que se encuentran en el intestino humano. Los probióticos son generalmente «bacterias buenas» que ayudan a mantener la salud de los intestinos y ayudan en el proceso de digestión.

Los suplementos probióticos como Lactobacillus acidophilus, Lactobacillus plantarum y Saccharomyces boulardii pueden tomarse todos los días entre las comidas. La dosis recomendada es de 200 a 250 mg.

También puede comer alimentos probióticos mejorados como yogur o leche y bebidas de soya.

6.      El limón

El limón tiene propiedades antioxidantes y ayuda a ajustar el pH del cuerpo. Además, el limón tiene un alto nivel de vitamina C que ayuda al sistema digestivo a eliminar los materiales no deseados y las toxinas del cuerpo. El limón también es bueno para el sistema inmunológico.

Mezclar el jugo de un limón en un vaso de agua tibia.

Leer Mas
Revive tus Huesos con esta Potente Vitamina

Añadir una pizca de sal marina y un poco de miel y mezclar bien.

Beba con el estómago vacío por la mañana.

Semillas de lino

La linaza también puede ser usada en el tratamiento de enfermedades diverticulares. La fibra de lino ayuda a ablandar las heces y a pasar fácilmente a través del intestino. La linaza también es una buena fuente de ácidos grasos omega-3 que ayudan a combatir la inflamación.

Mezcle una cucharada de semillas de lino molidas en un vaso de agua. Beba una vez antes del desayuno y otra vez antes de acostarse.

También agregue avena de lino molida a su cereal, yogur, fruta y otros alimentos saludables. Usted puede usar 15 gramos de semillas de lino molidas por día.

7.      Manzanilla

La manzanilla estimula el sistema digestivo y relaja el estómago. Esto hace que la manzanilla sea una buena cura para la enfermedad diverticular.

Agregue dos o tres cucharaditas de manzanilla seca por una taza de agua caliente.

Tape y deje reposar por cinco minutos.

Filtrar y mezclar en una cucharadita de miel.

Beba hasta tres tazas de té de manzanilla al día.

Nota: La manzanilla no se recomienda para las mujeres embarazadas que toman píldoras anticonceptivas o anticoagulantes.

8.      Ajo

El ajo es un antibiótico natural y favorece la digestión, por lo que se considera un buen remedio para la enfermedad diverticular y la diverticulitis.

Retirar la piel de un diente de ajo y picarla con cuidado antes de ingerirla. Para hacer tres veces al día.

Alternativamente, puede tomar dos cápsulas de ajo tres veces al día. Consulte a su médico antes de tomar suplementos de ajo.

9.      Jengibre

Los efectos calmantes del jengibre en el intestino son la razón por la que es altamente recomendado para el tratamiento de la enfermedad diverticular y la diverticulitis. El jengibre puede ayudar a aliviar los gases intestinales, calambres y náuseas asociados con este problema. Además, puede reducir el riesgo de diverticulitis al mantener el intestino grueso libre de microbios dañinos.

Corte un cubo de raíz de jengibre en rodajas. Cocine a fuego lento las rebanadas en una taza de agua a fuego lento durante 10 minutos y luego escúrralas. Pruebe el líquido antes de comer. Beba hasta tres tazas de té al día, antes de cada comida.

También puede tomar cápsulas de jengibre. Tome por lo menos 2000 miligramos tres veces al día. Consulte a su médico antes de tomar suplementos herbales.

También Puedes Leer Estos Artículos:

Deja un comentario